Con 19 años de edad, Ornella Campodonico Daroch, pesaba 90 kilos cuando decidió realizarse un Cirugía Bariátrica en el Centro de Obesidad de Concepción (Cobec). Hoy, con 21 años de edad y 52 kilos, manifiesta que pasar de un pantalón talla 52 a 40 a veces no lo puede creer “con 38 kilos menos me siento súper cómoda y feliz con mi cuerpo. También es reconfortante ver la reacción de personas que no me han visto por mucho tiempo. Me he dado cuenta que todo el sacrificio ha sido recompensado de buena forma”.

Diversos problemas de salud como hipercolesterolemia y resistencia a la insulina, además, de registros en su familia de Diabetes, fueron factores para que su familia la apoyara en su decisión. “Mi situación era peligrosa así que mis papás me motivaron a qué me realizara una Cirugía Bariátrica”.

Para lograr su resultado, Ornella explica que no le costó cambiar sus hábitos alimentarios “estaba tan comprometida y feliz con este cambio en mi vida, que me entregué completamente a todo lo que conllevaba la operación, pero debo admitir que lo más complicado fueron los primeros tres meses, comiendo sopa y papilla, me moría por comer algo sólido y también algo dulce. Pero ya estoy completamente acostumbrada a comer de todo, pero poco y quedar satisfecha”

Respecto a la decisión de operarse en el Centro de Obesidad de Concepción (Cobec) la estudiante de Gastronomía Internacional, expresa que “fue un equipo médico muy profesional, siempre preocupados de que estuviera bien, mi doctor siempre estuvo disponible cuando lo necesité. Después de la operación seguí con controles cada cierto tiempo con diversos especialistas como nutricionista, psicóloga y psiquiatra. Todo el equipo de Cobec ha mostrado gran interés en mi evolución y ahora pueden ver el resultado, todo salió perfecto”.